– La iniciativa, liderada por FCC Medio Ambiente, cuenta con la participación de asociaciones y empresas españolas y portuguesas, entre ellas, Gasnam-Neutral Transport.

– Representantes de la Comisión Europea han visitado hoy la planta de demostración a escala preindustrial que se ha instalado en Granada y que ha generado más de 20.600 kg de biometano con los que un vehículo ligero y otro pesado han recorrido unos 71.200 km.

Granada, 14 de marzo de 2024. El proyecto LIFE Landfill Biofuel, financiado por la Comisión Europea con más de 4,5 millones de euros, ha marcado un hito en el aprovechamiento de residuos para la producción de energía renovable y su uso en movilidad. La iniciativa ha recibido hoy la visita de la monitora externa ELMEN del proyecto (entidad europea de seguimiento de los proyectos LIFE), Filipa Ferrão, quien ha estado acompañada del project advisor de EASME (Agencia Europea para la Pequeña y Mediana Empresa de la Comisión Europea), Mario Lionetti, y de los representantes de compañías españolas y portuguesas que participan en el proyecto: FCC Medio Ambiente, Fundación Cartif, IVECO, Gasnam-Neutral Transport, SYSADVANCE y Universidad de Granada.

El objetivo de LIFE Landfill Biofuel, que se inició en 2019 y finalizará este año, es demostrar la viabilidad de la implementación de nuevas metodologías rentables para la explotación de residuos que permitan mejorar la producción y recuperar el biogás de vertedero. Además, el proyecto se enfoca en la aplicación de tecnologías avanzadas para el procesamiento de este biogás, con el fin de producir un biometano de alta calidad, apto para su uso como combustible en vehículos

Emisiones evitadas y modelo replicable

El proyecto ha puesto en marcha una innovadora planta de demostración a escala preindustrial, situada en la planta de tratamiento de residuos sólidos urbanos “La Ecocentral Granada”, que ha alcanzado una producción de 220 m3/h de biometano de alta calidad. Este gas renovable se ha empleado para mover a un vehículo ligero y a otro pesado, que han recorrido más de 71.200 km con 20.600 kg de biometano, evitando la emisión a la atmósfera de más de 54.300 kg de CO2 al usar biometano en lugar de diésel.

Otro hito significativo del proyecto LIFE Landfill Biofuel es que ha establecido un modelo de negocio replicable en otras plantas de tratamiento de residuos, promoviendo así la valorización del biogás y la comercialización del biometano producido, y ayudando a fomentar el desarrollo del sector en España y en otros países de Europa.

También hay que destacar el notable impacto social que ha tenido el proyecto, evidenciado el creciente interés público y la conciencia ambiental por una transición energética con tecnologías limpias y renovables. Tras una encuesta realizada a la ciudadanía a nivel nacional, prácticamente el 97% de los encuestados valoró positivamente el impacto del proyecto para reducir las emisiones contaminantes y la dependencia energética.

El éxito del Life Landfill Biofuel es un paso significativo hacia la autonomía energética y la reducción de la huella de carbono, alineándose con los objetivos globales de sostenibilidad y protección ambiental. Este proyecto no solo refleja el compromiso con la innovación y la sostenibilidad, sino que también abre caminos para futuras investigaciones y aplicaciones en el sector de los gases renovables y la gestión de residuos.

Deja una respuesta